Nítidamente desenfocados: 2) Genara Cortés

Pues sí, se trataba de Genara Cortés, aquella cantaora que dejó el Teatro Cervantes patas arriba en el Homenaje a Pepa Flores. JO tenía clarísimo que, aunque intentando evitar en lo posible los tópicos musicales en un film de ambiente carcelero, había que introducir el flamenco, especialmente si la protagonista es de raza gitana. «Mamica mía» es una bulería compuesta por la propia Genara en la que va introduciendo pequeños recuerdos a letrillas que cantó la mentada Pepa Flores, un momento especialmente dramático del film que el director de «321 días en Michigan» no ha dudado en calificar de «cine puro», música y llanto unidos en secuencia inolvidable. Y es que a Genara Cortés, ya presente en algunos recopilatorios de la factoría Javier Limón, hay que sacarle un disco ¡ya! Semejante talento no puede ser privilegio de unos pocos… Dejemos que esta vez sea el fotógrafo Jose Cortés quien nos explique la maravillosa sesión de ayer:

Todos coincidimos al unísono en el almuerzo con el Recomendado de Lomo con patatas bravas, pero lo absolutamente recomendado de ayer era escuchar a tres reyes magos del flamenco malagueño: Genara Cortés (cantaora), Dani Casares (guitarrista) y Juan Heredia (percusionista); en el estudio de Dani Pineda (Moby Dick Recording). Lo hicieron como los valientes, voz, guitarra y percusión a la vez como sí de un exquisito tablao se tratase, provocando en el ambiente una atmósfera de puro hechizo y embrujo.
JO, continua su hazaña 100% malagueña en la banda sonora de la película de Enrique Garcia «321 Días en Michigan». Sin duda no sólo se perfila como un particular y refinado productor musical, al más puro estilo de un director de arte, sino que también como un aglutinador de energías altamente positivas.
Recomendamos el Recomendado, y recomendamos esta banda sonora, que para mi humilde entender es … GENIAL.

Share on facebook
Share on twitter